Ciencia ficción: extraterrestres y humanos en los libros

Sin ser muy consciente de ello, resulta que he leído más novelas protagonizadas por extraterrestres de las que imaginaba, lo cual me sorprende porque, pese a no desagradarme, la ciencia ficción no es un género que me interese especialmente y, en cualquier caso, la presencia de alienígenas no ha sido nunca el motivo por el que me haya decidido a leer ningún libro. Echando la vista atrás recuerdo cuatro ejemplos muy distintos entre sí pero que comparten un denominador común: en todos ellos la presencia de extraterrestres sirve para decir muchas cosas del ser humano, pocas de ellas buenas, sea mediante la descripción de las acciones del hombre o trazando paralelismos entre unos y otros. Trasfondo aparte, estas novelas se mueven entre el humor y el terror, pasando por otros estilos que puedan encontrarse entre estos, allá va:

Sin noticias de Gurb, Eduardo Mendoza

Eduardo-Mendoza-01

Sin duda, uno de mis libros favoritos, aunque también es verdad que hace muchísimo tiempo que lo leí por primera vez y se impone una relectura (otra, ya que han sido varias las veces que lo he leído) para poder explayarme en una reseña como es debido.

Os hablaba de humor y el de Mendoza es, para mí, uno de los máximos exponentes del género; el modo en que éste campa a sus anchas por las páginas de la novela y retrata a la ciudad de Barcelona en plena etapa de preparación para las Olimpiadas de 1992 y a los lugareños de la época sin que puedas dejar de sonreír me parece genial.

Se trata de una novela muy breve y de muy fácil lectura estructurada como el diario de a bordo del capitán de una nave extraterrestre que aterriza en los alrededores de Barcelona. Pese a no ser el protagonista, ya que la trama gira precisamente en torno a su ausencia, Gurb es quien da nombre a la novela, y no el capitán, del que, como sucede en otras obras de Mendoza, pese a ser el auténtico protagonista, desconocemos el nombre (este hecho se repite en las aventuras del peluquero loco en El laberinto de las aceitunas, El misterio de la cripta embrujada, La aventura del tocador de señoras y El enredo de la bolsa y la vida). Tanto Gurb como su superior tienen la característica de poder adoptar la forma que les parezca, hecho que facilita las cosas a la hora de pasar desapercibidos entre la población autóctona pero que las complica a la hora de localizar a Gurb, puesto que, pese a haber adoptado la apariencia de Marta Sánchez para pasar inadvertido, vete a saber la forma que tendrá si alguna vez coinciden en el mismo momento y lugar. La candidez del personaje, además de ocasionar situaciones muy cómicas, pone de relevancia la picaresca de los habitantes de la zona y atrae nuestra atención a hechos y comportamientos que, por habituales, no analizamos, y que, sacados de su ámbito cotidiano, resultan de lo más absurdo. Mendoza y su costumbrismo repiten también en la ciencia ficción con El último viaje de Horacio Dos, que, para mi gusto, queda muy lejos del Mendoza de Sin noticias de Gurb y de cualquiera de los títulos que os mencionaba arriba, pero que continua ahondando en las miserias del ser humano.

Título: Sin noticias de Gurb
Autor: Eduardo Mendoza
Editor: Seix Barral
Fecha de edición: 1991 (publicada anteriormente por entregas en El País, en 1990).
Número de Páginas: 143
ISBN: 978-84-32207-82-2

Guía del autoestopista galáctico, Douglas Adams

9788433973108

Como en el ejemplo anterior, esta obra tomó la forma con la que la conocemos con posterioridad a su primera aparición, en este caso como radionovela. Seguimos, también, con el humor, esta vez, en mi opinión, tal y como os contaba en su reseña, excesivo y, en cualquier caso, muy distinto del de Mendoza, quizás por no contar con su componente costumbrista, quizás por no contar el protagonista terrícola con la misma inocencia del capitán de la nave de Gurb, pese a tratarse, esta vez, de la situación contraria; el que se ve inmerso en un universo nuevo no es un extraterrestre sino un humano, el único superviviente a la desaparición de la Tierra, que se ve obligado a adaptarse a su nuevo entorno como mejor puede.

Si en Sin noticias de Gurb era la ingenuidad del protagonista la que destacaba, por contraste, la naturaleza del ser humano, en Guía del autoestopista galáctico la crítica a la humanidad viene dada, en la mayor parte de las veces, por la analogía con la peor raza alienígena del universo, los vogones, con quienes el hombre comparte las peores de sus características, entre ellas la estupidez. Tanto vogones como humanos tienen una acusada tendencia a considerarse mejores y más inteligentes que el resto de especies y, por tanto, con derecho absoluto sobre ellas hasta cuando su abuso no tiene otro fin más allá de la diversión que les causa su propia crueldad al maltratarlas por puro placer. Igual que los terrícolas, los vogones son incapaces de plantearse una alternativa a su realidad y aceptan las cosas tal y como son simplemente porque así han sido siempre y, por tanto, así deben ser (esto también nos suena, ¿verdad?).

Título: Guía del autoestopista galáctico
Autor: Douglas Adams
Editor: Anagrama
Fecha de edición: 2005
Número de Páginas: 289
ISBN: 978-84-33973-10-8

Crónicas marcianas, Ray Bradbury

9788445076538

Ahora sí, aparcamos el humor y, también, el género novelístico, puesto que, pese a formar un todo que dota de identidad común a toda la obra, este libro está compuesto de relatos independientes. A diferencia de Sin noticias de Gurb y Guía del autoestopista galáctico, la crítica al ser humano viene dada directamente por su comportamiento al llegar a Marte después de destrozar su propio planeta. Incapaz de aprender de sus errores, el hombre repite las mismas prácticas que le han llevado a buscar una alternativa más acogedora a su hogar original.

Vuelven a maltratar su entorno y a despreciar otras formas de vida, desechan la oportunidad de comenzar de nuevo en un planeta virgen que aún pueden mantener libre de contaminación, así como la de crear una sociedad nueva en la que no todo gire alrededor del dinero, desperdiciando la posibilidad de disfrutar otros muchos placeres de la vida. Ser humano como plaga destructora de su entorno y de sí mismo y condenado a caer una y otra vez en los mismos errores a causa de su propia estupidez, capitalismo, supremacía del dinero sobre todas las cosas, control social y pérdida de valores, más conceptos familiares.

Título: Crónicas marcianas
Autor: Ray Bradbury
Editor: Minotauro
Fecha de edición: 2013
Número de Páginas: 263
ISBN: 978-84-45076-53-8

En las montañas de la locura, H.P. Lovecraft

NACA237Esta novela es diferente de las anteriores en varios aspectos: no está protagonizada por extraterrestres ni tampoco critica al ser humano. ¿Qué hace entonces aquí? Buena pregunta; reconozco que he dudado en incluirla o no en este post, pero, finalmente, he decidido hacerlo porque, pese a no ajustarse a ninguno de los criterios anteriores, considero que lanza un mensaje de alerta a la humanidad, no sé si de manera consciente o no, al que a estas alturas de la historia tiene sentido prestar algo de atención.

Os decía que, técnicamente, los protagonistas no son alienígenas, ya que el narrador de la historia es uno de los dos supervivientes de una expedición antártica en la que descubren algo terrible que habitaba allí desde mucho antes de la aparición del ser humano, sin embargo, ese algo tan terrible, los shoggoth, sí que es de naturaleza extraterrestre o, mejor dicho, el resultado de un exceso de confianza de una raza alienígena que llegó a la Tierra en el Neoproterozoico y que lo creó artificialmente como sirviente, dotándolo de gran fuerza y escasa inteligencia, la cosa no salió como se esperaba y los shoggoth comenzaron a desarrollar su inteligencia, ya podéis imaginar el resto y sus consecuencias para los creadores y, estoy segura, también el mensaje para el ser humano de hoy en día: cuidadito con lo que creas, que si la ciencia y el poder que te da se te van de las manos tendrás que correr.

Si queréis leer mi reseña sobre la novela, seguid este enlace.

Título: En las montañas de la locura
Autor: H.P. Lovecraft
Editor: Acantilado
Fecha de edición: 2014
Número de Páginas: 149
ISBN: 978-84-16011-00-1

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: