Barkeno, Bàrcino, Barcelona, Joan de Déu Prats

{00000001-0000-0011-0000-000001422235}-1

Perdonad por mi larga ausencia (empieza a ser una frase habitual a la hora de comenzar mis posts) pero tras casi un mes de ir de aquí para allá como pollo sin cabeza no he tenido mucho tiempo para leer y, mucho menos, para sentarme a contaros cositas. Aviso, sin embargo, que el mes que viene promete ser también movidito, así que os pido disculpas por anticipado y, así, eso que me ahorro para mi vuelta al mundo de los cibernéticamente vivos.

Era una tranquila tarde de otoño en la que no había previsto más plan que tomar unas cervezas con una amiga cuando, oh, sorpresa, ésta decidió llevarme a una librería -cosa que le agradezco sinceramente- en la que ambas nos prometimos no dejar a la otra gastarse ni un duro en libros, promesa que ninguna de nosotras cumplió porque las dos cojeamos del mismo pie, así que salimos de allí con un par de ellos cada una y unos cuantos eurillos menos en nuestros bolsillos. Uno de ellos, como podréis imaginar después de que os ponga en unos antecedentes que, de otro modo, os interesarían más bien poco (puede que interés tampoco sea la palabra y que, aun así, os importen un pimiento), era éste.

Debo decir (¿en mi defensa?) que una servidora ni siquiera lo había visto y que no fue otra que la traidora de mi amiga la que me lo puso ante las narices (si ella se iba a pasar por las narices mi prohibición no iba a ser sin deshacerse de parte de su sentimiento de culpa en detrimento de mi maltrecha economía al saltarme yo, con su inestimable ayuda, la suya). Conociendo mi afición por la historia antigua, y habiéndome oído hablar -con gran entusiasmo- apenas cinco minutos antes sobre la aplicación que permite recrear la Barcino romana, era un acierto seguro.

Les diverses històries d’una sola ciutat

La Barcelona actual no és la mateixa ciutat que la Barchinona medieval, ni que la Bàrcino romana, ni que la Barkeno ibera. O potser sí. Hi ha fils que cusen la identitat d’una ciutat, d’un territori, d’un país. Hi ha paisatges, tradicions, fets i costums que conformen l’imaginari ciutadà i que s’ha mantingut al llarg dels segles.

Amb un estil àgil i divertit, i gràcies al seu coneixement detallat de tota la història de Barcelona, Joan de Déu Prats es remunta a quan la futura ciutat comtal era només terra de mamuts i estava parcialment sota les aigües, per anar avançant en el temps i seleccionant els episodis més singulars que encara ressonen avui.

Sabies que la inscripció en una moneda és l’única referència a l’antiga Barkeno?

Sabies que el primer barceloní conegut es deia Caius Coelius?

Sabies que encara s’estan descobrint nous trams de la muralla romana?

Saps quantes epidèmies de febre groga, tifus i còlera han arrasat Barcelona?

Saps quin és el dia que «Barcelona va morir»?

Una guia imprescindible per conèixer les històries singulars d’una gran ciutat.

Joan de Déu Prats, su autor, comenzó publicando en la revista El Jueves y se dedicó también al guión televisivo y a la literatura infantil y juvenil, así que no se puede decir que haya acumulado poca experiencia antes de añadir la historia a los temas habituales de sus libros (tiene publicados dos más dedicados a la ciudad de Barcelona: Llegendes de Barcelona y Llegendes històriques de Barcelona).

Este libro en cuestión no habla sólo de los primeros días de la ciudad, sino que se extiende hasta su pasado más reciente, dividiendo su historia en breves capítulos en los que refiere momentos concretos de ésta al tiempo que los relaciona con aquellos hechos que tenían lugar en otras partes del mundo y que no dejaban de afectar, de un modo u otro, a las vidas de los que, en la época, habitaban la ciudad que ha acabado convirtiéndose en la que pisamos hoy. Su relato está plagado de anécdotas curiosas y datos poco conocidos por no ser el tipo de información que normalmente ofrecen los libros de historia «serios», de manera que convierte el contenido en un texto apropiado para aficionados a la historia de todos los niveles, desde los habituales del formato más clásico del tema hasta los profanos en la materia; ambos encontrarán motivos diferentes que harán de él una lectura agradable.

Si queréis oír lo que dije de este libro en el programa Cuarto Cuarta (Ràdio Ciutat Vella) no tenéis mas que seguir este enlace.

5 comentarios en “Barkeno, Bàrcino, Barcelona, Joan de Déu Prats

    • Deduzco que estás resfriada? Eso es porque no bebes suficiente cerveza (atonta a los virus malos para que tus glóbulos blancos -acostumbrados ya a nadar en alcohol- puedan vencerlos más fácilmente, jajaja). Créeme, funciona XP

      Me gusta

      • Deduces mal jeje, es “la voz de la experiencia” la que marca mis preferencias en gastos.
        Y si además si tenemos en cuenta que las cañas mejoran la función renal . . . . con unas tiritas y unas cañas no necesitamos más 🙂

        Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s